Now Playing Tracks

Así es... o no...: 14 preguntas a las que sobrevivir en China

«Además de verdad», una sección por David Araújo Bermejo
 
Las preguntas no son nunca indiscretas. Las respuestas, a veces, sí.
Oscar Wilde
Después de casi 7 años viviendo en el exterior, puedo constatar que esta experiencia, a nada que te fijes un poco en el comportamiento ajeno, se puede convertir en un verdadero tratado sociológico… de la gente que está en España.
Porque si curioso es el modo de actuar de los que por estas latitudes me encuentro, no lo es menos la forma de relacionarme con mis amigos, familiares o conocidos con los que me relaciono a distancia. Entre las pautas de conducta susceptibles de estudio y comentario, vamos a quedarnos hoy con la de las preguntas recurrentes para las que todo expatriado, y más aquel que se encuentre viviendo en China (caso concreto al que he elegido referirme, por un criterio de inmediatez temporal), tiene una respuesta aprendida, a base de repetirla, y otra sarcástica, que, por ser políticamente correctos, nos callamos y comentamos en intimidad con otros que pasan por semejante trance.
A continuación, paso a enumerar algunas de esas preguntas y comentarios, seguidos de la respuesta mordaz que nos callamos y la políticamente correcta que damos:
  1. Yo no podría vivir ahí. ¿Cómo hacéis con la comida?
Respuesta mordaz (RM): No comemos. Gracias a Dios, el estado español tiene un sistema de alimentación asistida consistente en sueros y pastillas con suplementos vitamínicos del que nos beneficiamos, y así nos alimentamos.
Respuesta políticamente correcta (RPC): No es que tengamos a nuestra disposición el 100 % de las cosas que nos encontramos en el Mercadona, pero aquí existen supermercados y mercados, así que tenemos acceso a verduras, gran cantidad de tipos de carnes y pescados e, incluso, fruta. Es cierto que hay comida típica china, sí, pero a) plantéate que me puede llegar a gustar la comida china, y b) no es obligatorio comer todo lo chino que te ponen. Además, en China, a pesar de la censura, no está prohibido cocinar en tu propio hogar, a tu gusto, sin ninguna imposición que obligue a sazonar guindilla o a acompañarlo todo de arroz.

Seguir leyendo

To Tumblr, Love Pixel Union